Como bajar la tensión

La hipertensión arterial (HTA) es una presión arterial sistólica mayor o igual a 140 mmHG o una presión arterial diastólica mayor o igual a 90 mmHg. Más allá de los datos médicos, se debe tener en cuenta que cuanto mayor es la presión arterial, mayor es la posibilidad de sufrir enfermedades cardiovasculares. Por ello todos los expertos coinciden en asegurar que se deben mantener las cifras por debajo de los valores establecidos para reducir los riesgos.

Para descifrar tus valores de tensión debes tener en cuenta:

  • Óptima. La sistólica o «alta» está a menos de 120 mmHg y la diastólica o «mínima» a menos de 80 mmHg
  • Normal. La alta está entre 120 – 129 / La baja está entre 80 – 84
  • Normalalta. La alta está entre 130 – 139 / La baja está entre 85 – 89
  • Hipertensión grado 1. La alta está entre 140 – 159 / La baja está entre 90 – 99
  • Hipertensión grado 2. La alta está entre 160 – 179 / La baja está entre 100 -109
  • Hipertensión grado 3. La alta está entre 180 o más / La baja está entre 110 o más

La hipertensión alta es la enfermedad crónica más frecuente en España y, de hecho, las enfermedades cardiovasculares constituyen la primera causa de muerte en los países occidentales. Entre las patologías que vienen provocadas por este problema se encuentran la cardiopatía isquémica, infarto de miocardio, ictus cerebral, ataques isquémicos transitorios, insuficiencia renal, patologías en las arterias, etcétera.

 

 

Por este motivo se debe tratar de bajar la tensión, pero ¿Cómo bajar la tensión?. Puede ser que hayas probado a reducir la sal e incluso te hayas medicado para la hipertensión pero que la tensión siga sin bajar, y esto puede deberse a diferentes motivos como sobrepeso, falta de sueño, estrés…

 

 

A continuación te mostraremos cómo bajar la tensión a través de diferentes métodos:

Consejos para bajar la tensión

Tomar el sol baja la tensión arterial

Los rayos solares te ayudan a la sintetización de la vitamina D y esta es muy necesaria para controlar la presión. De hecho estudios han determinado que las mujeres que llegan a la menopausia con déficit de vitamina D tienen más riesgo de padecer hipertensión.

Escuchar música relajante

Un estudio realizado en Estados Unidos reflejo que el escuchar música relajante o tranquila como música clásica durante al menos 30 minutos y mientras se llevan a cabo respiraciones se mejoran los valores de la hipertensión leve, por lo que es recomendable hacer esta práctica.

La relajación es clave para controlar la presión

Cuando una persona está estresada el ritmo cardiaco se acelera, lo que se debe a que el organismo se encarga de liberar adrenalina. Por ello la relajación es muy importante puesto que ayudan a desacelerarte y canalizar el estrés, al mismo tiempo que reducen los valores de tensión. Por ello se recomienda la práctica de actividades como el yoga o el taichí, técnicas que está demostrado que contribuyen a la relajación.

La importancia de dormir bien

Siempre que tus circunstancias así te lo permitan, intenta dormir lo necesario para ayudar a bajar la tensión. Durante las horas de sueño la presión baja puesto que el corazón se relaja. El riesgo de problemas de hipertensión se incrementa si no se duerme lo suficiente.

El ruido estresa mucho

El ruido, del tráfico, de los aparatos de aire acondicionado, de máquinas o del ventilador del ordenador, entre otros, afecta a las personas y contribuye a incrementar el estrés aunque en principio sean ruidos que no te molesten. Este estrés tiene efecto en la tensión. Por ello debes tratar de evitarlo lo máximo posible.

Realiza meditación

Debes saber que la hipertensión está asociada al estrés, por lo que meditar, concretamente con meditación trascendental (la basada en la repetición de mantras), te ayudará a controlar en mayor medida el estrés y las consecuencias asociadas a este.

Haz deporte

El ejercicio físico es básico para mantener una buena salud, pero también ayuda a bajar la tensión sin necesidad de tomar pastillas. Además, el ejercicio también la previene y puede reducir hasta en un 70% el riesgo de hipertensión.

La actividad física regular es recomendable para cualquier persona pero más aún para quienes padecen hipertensión.

La vida social activa reduce la tensión

Mantener una vida social activa también contribuye a la hora de reducir la presión. Si quieres saber cómo bajar la tensión intenta tener un buen estado anímico a través de tus amistades y las relaciones con otras personas, para lo cual puedes apuntarte a diferentes cursos, talleres y encontrar nuevas personas que compartan tus intereses.

Cuida tu peso

El padecer de sobrepeso está demostrado que afecta de manera negativa a la tensión, por lo que debes tratar de deshacerte de los kilos de más.

Buena alimentación

Aunque el médico suele recomendar en primer lugar eliminar la sal de la comida, no solo con ello es suficiente y se debe aumentar el consumo de alimentos ricos en potasio, siendo los más ricos las frutas y las verduras, así como lácteos, legumbres, setas y frutos secos.

Debes tener en cuenta que el azúcar puede ser más peligroso que la sal para la tensión, siendo la azúcar un ingrediente que incrementa notablemente el riesgo de muerte por una enfermedad cardiovascular al incrementar de forma sensible la tensión.

En cuanto a la alimentación también es recomendable incluir en la dieta alimentos con mucha vitamina C, que entre otras ventajas, mejora la hipertensión.

Modera el consumo de alcohol y no fumes

Si quieres saber como bajar la tensión es de gran importancia el moderar la ingesta de alcohol, ya que si es consumido de manera excesiva, este tiene un fuerte efecto hipertensivo.

Asimismo, el tabaco es el mayor factor de riesgo para la enfermedad vascular y el cáncer, por lo que no debes fumar si padeces de hipertensión.

De todos estos consejos para saber como bajar la tensión los que más complicados resultan a los afectados por un problema de hipertensión son habitualmente el bajar de peso y, sobre todo, el dejar de fumar, pero son puntos que son fundamentales para así lograr que la tensión baje, ya que en el caso de no seguir una buena alimentación o seguir fumando, el problema seguirá agravándose, con el mayor riesgo de padecer algún problema de tipo cardiovascular, el cual en los casos más graves puede incluso derivar en el fallecimiento.

Una alimentación saludable junto al ejercicio físico son dos pilares fundamentales a la hora de saber cómo bajar la tensión. De esta forma, la modificación del estilo de vida hace mejorar este problema, y también contribuye a la hora de hacer que la medicación propia de problemas de hipertensión sea más efectiva.

Alimentos que ayudan al control de la tensión arterial

Hay una serie de alimentos que favorecen al control de la tensión arterial, entre los que se encuentran los siguientes:

Ajo

Es uno de los alimentos que tiene una mayor cantidad de propiedades terapéuticas, ya que ayuda a la purificación de la sangre, además de ser antibacteriano y antifúngico. En el caso concreto de la hipertensión, actúa con un efecto vasodilatador de capilares y arterias.

Cebolla

Tiene unas propiedades similares a las del ajo, favoreciendo a la dilatación de los vasos sanguíneos y la buena circulación.

Aceite de oliva virgen extra

Al ser muy rico en antioxidantes, como la Vitamina E, es muy importante para acompañar verduras y ensaladas. El exceso de radicales libres inactiva el óxido nítrico, una sustancia con efectos vasodilatadores.

Legumbres

Las legumbres son reguladoras en diferentes niveles, aportando muchas proteínas, minerales, vitaminas y también fibra.

Canela

La canela contribuye a la hora de controlar los niveles de azúcar en sangre.

Apio

El apio favorece la eliminación de sodio por la orina y también ayuda a reducir el volumen de sangre en las arterias.

Pera

Es una fruta muy rica en agua y apenas tiene grasas, siendo una de las frutas con más potasio y menos sodio. Tiene una función diurética y regula la tensión.

Semillas de cáñamo

Junto a las semillas de lino, las de chía y las nueces, poseen un alto contenido en Omega 3, que actúa como antiinflamatorio, además de ayudar a prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares.

Alcachofa

Siendo rica en potasio y con propiedades diuréticas favorece a la hora de eliminar líquidos del organismo, y por tanto, disminuir la tensión arterial, además de ser beneficiosa en la función hepática.

Agua de coco

El agua de coco tiene un efecto cardioprotector por su riqueza en magnesio y potasio, ayudando además a una correcta hidratación del cuerpo.

Ahora que ya sabes como bajar la tensión, te recomendamos tener en cuenta todos estos consejos para mejorar tu salud y prevenir la aparición de enfermedades que puedan poner en peligro tu salud. Recuerda de la importancia tanto de eliminar determinados alimentos de tu dieta diaria como de incluir todos estos alimentos que te hemos destacado en tu dieta, ya que te ayudarán a tener una mayor salud en tu organismo.

 

Deja un comentario