Como abrir una puerta con la llave echada

5
(1)

Hoy te enseñaremos métodos sencillos para aprender cómo abrir una puerta con la llave echada.

Las cerraduras proporcionan seguridad en tu hogar, oficina o empresa, pero si tienes algún inconveniente y no puedes abrirlas es una pesadilla. Sin embargo al perder las llaves, olvidarlas adentro o ser víctima de algún robo representa un problema. Abrir una puerta con la llave echada, de manera sencilla sin necesidad de llamar a un profesional.

Este tipo de accidente doméstico es muy frecuente, le puede pasar a cualquiera de nosotros. En algunos casos por la prisa con la que comienzas tu día, cierras la puerta olvidando las llaves adentro.

¿Es posible abrir una puerta con la llave echada?

Si es posible abrir una puerta con la llave echada, existen varios métodos o trucos para abrir una puerta con la llave echada. De esta manera solventarás la situación además de ahorrar dinero por no llamar al cerrajero.

Las técnicas para abrir una puerta con la llave echada pueden variar por el tipo de puerta o cerradura. Si las cerraduras o las puertas son de seguridad tendrás que llamar a un profesional. Si no es tu caso, afortunadamente existen varias formas sencillas de abrir la puerta de tu hogar.

Si no tienes práctica abriendo puertas con métodos sencillos o se te complica la situación. Lo más recomendable es no continuar tratando de abrir una puerta con la llave echada. Porque podrías ocasionar daños a la cerradura o puerta encareciendo la reparación deberás recurrir a un profesional.

Te mostraremos de manera práctica con métodos sencillos a cómo abrir una puerta con la llave echada sin complicaciones. Lo primero que debes tener en cuenta es cual es el tipo de cerradura de tu puerta. Algunas cerraduras cuentan con la función de emergencia, permitiendo a la cerradura funcionar con dos llaves.

¿Cuáles son las mejores formas de abrir una puerta con la llave echada?

Las técnicas que te nombraremos a continuación, necesitan práctica y mucha paciencia. Existe un alto porcentaje de no lograrlo al primer intento, no pierdas la esperanza. Pero dependiendo de la urgencia para abrir una puerta con la llave echada. Es conveniente tener a mano los números de teléfono de algún cerrajero de confianza.

Emplea un kit de ganzúas

Los kits de ganzúas son una de las herramientas principales de los cerrajeros, con las ganzúas pueden abrir casi cualquier cerradura. Pueden realizar este trabajo de manera sencilla y rápida, para comprar este kit de ganzúas se requieren de credenciales apropiadas.

Con las ganzúas, puedes forzar la cerradura en una cerradura débil un par de clips son suficientes para abrir la puerta. Para abrir una puerta con la llave echada con ganzúas debes seguir unos simples pasos.

  • Presiona la llave de tensión contra la pared inferior de la cerradura, utilizando una tensión constante.
  • Por encima de la llave de tensión inserta la ganzúa, de esta manera encontrarás y empujarás cada pistón de la cerradura. Cuando logres efectuar esta operación en cada pistón la cerradura debería abrir.

Utiliza la técnica de la tarjeta

Este es uno de los métodos más populares para abrir una puerta, aunque no es tan efectivo con las cerraduras modernas. Te recomendamos usar tarjetas laminadas porque las tarjetas de crédito se pueden deteriorar en el procedimiento.

  • Coloca la tarjeta en el lado de la cerradura, insértala con lentitud perpendicularmente hasta colocarla donde la cerradura se une con el marco.
  • Con firmeza, pero lentamente empuja la tarjeta hacia ti al mismo tiempo gira la manilla. De este modo la tarjeta se deslizará entre el pestillo y el marco, logrando así abrir la puerta. Puedes repetir la operación hasta lograr el objetivo, si la puerta tiene la llave echada este método no funcionará, tendrás que emplear otro.

Emplea una llave bumping

Las llaves Bumping permiten abrir cualquier tipo de cerradura, funcionan como llaves maestras son perfectas para abrir una puerta con la llave echada. Está llave está diseñada con dientes alineados permitiendo desbloquear las agujas de la cerradura. Este método es el más sencillo además de rápido, no obstante debes acceder a este tipo de llave.

  • El primer paso es conseguir una llave Bumping, en internet puedes adquirirla, algunos cerrajeros no realizan este encargo.
  • Inserta la llave Bumping aplicando presión hasta el último pistón.
  • Con un mazo de goma golpea la llave Bumping y gira, quizás debas repetir el proceso hasta lograr abrir la puerta.

Utiliza una llave hexagonal

Este método es perfecto para abrir puertas de interiores, con pomos de tipo especial con un agujero en el centro. Es sencillo abrir este tipo de puertas con llaves hexagonales, como primer paso compra un kit de estas herramientas, también llamadas llaves Allen.

  • Inserta el extremo recto de la llave hexagonal en el agujero del pomo de la puerta, la llave debe encajar bien.
  • Empuja la llave hexagonal en forma recta, empuja hacia atrás y adelante hasta sentir que engancha algo.
  • Encaja la llave en la manilla, gira la llave para abrir la puerta sin mucho esfuerzo.

Como último recurso: Emplea la fuerza bruta

Depende del grado de la emergencia, te llevará al último recurso de emplear la fuerza bruta. Como por ejemplo que algún niño este solo y la puerta se cerró, o alguna fuga de gas. En España puedes encontrar cerrajeros de emergencias, ellos llegarán en pocos minutos a tu hogar.

Las consecuencias de esta maniobra son muchas el deterioro de la puerta o el marco además de tu integridad física. Pero si decides hacerlo te enseñaremos la mejor manera de realizarlo.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

  • Colócate frente a la puerta con los pies separados y las rodillas flexionadas Levanta la pierna derecha o la dominante y golpea la cerradura con la parte inferior de tu pie, esta maniobra se llama patada de choque. No golpees la puerta con los hombros o cualquier otra parte de tu cuerpo únicamente con tus pies.
  • Continúa con la patada de choque hasta desprender la cerradura del marco y la puerta se abra.

 

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 1

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

Deja un comentario