Como construir una piscina de hormigón

Con el verano a la vuelta de la esquina son muchas las personas que se plantean seriamente la posibilidad de dejar a un lado los desplazamientos a la playa o hacer uso de piscinas de plástico que apenas tienen durabilidad, para construir una piscina en su propio hogar, pero ¿cómo construir una piscina de hormigón?

Esta es una pregunta que se hacen muchas personas que nunca han visto la manera en la que se hacen este tipo de piscinas pero que querrían contar con una en su propia casa para poder darse un buen chapuzón cuando quieran.

Ventajas de construir una piscina de hormigón

Antes de explicarte paso a paso como construir una piscina de hormigón, creemos que es mejor que conozcas todas las ventajas que tiene el optar por este tipo de piscinas con respecto a otras opciones que hay en el mercado.

Una de sus principales ventajas es la gran variedad de formas y alternativas que se pueden realizar, ya que si lo deseas puedes optar una forma que se salga de lo habitual y así se adapte tanto a tus gustos como a tus necesidades, dejando incluso que tu imaginación sea la que decida el tipo de piscina que quieres, una piscina que será totalmente adaptables al espacio del que dispongas.

Por otro lado, una piscina de hormigón es muy duradera, por lo que podrás disfrutar de una buena piscina durante muchos años, sin tener nada más que realizar un mantenimiento periódico de la misma, así como la limpieza de la misma para asegúrate de que siempre se encuentra en perfecto estado para su uso.

Además, una piscina de hormigón hace que tu hogar sea más versátil, ayudando incluso a que se revalorice y tenga un mayor valor.

Cómo construir una piscina de hormigón paso a paso

Una vez que ya conoces algunas de las ventajas que tiene la construcción de una piscina de hormigón, es el momento de mostrarte como construir una piscina de hormigón, no sin antes indicarte que es importante solicitar las correspondientes licencias de obra municipales. Para ello debes acudir a tu ayuntamiento para que te informe de todos los requisitos que debes cumplir para poder construir una piscina en tu hogar.

Este paso es muy importante y mucha gente lo obvia, lo que hace que posteriormente haya problemas legales que son fácilmente evitables realizando los trámites de acuerdo a la normativa de tu localidad.

Diseña tu piscina y elige la ubicación

Antes de empezar con la propia construcción de la piscina es importante que diseñes la misma, teniendo en cuenta la forma que te gustaría que tuviese, su tamaño, su profundidad, el color y también el sistema de filtración que quieres que cuente, así como si vas a utilizar un sistema eléctrico con focos.

Al mismo tiempo que diseñas tu piscina ideal debes plantearte qué lugar es el más adecuado para su colocación, debiendo valorar que haya un terreno plano con suficiente espacio, que esté alejada de los árboles para evitar que se llene de hojas y que tenga una buena orientación hacia el sol.

Comienza con la excavación

Una vez que tienes claro el lugar en el que vas a colocar la piscina y la tienes diseñada, llega el momento de comenzar a dar forma al lugar en el que se construirá la misma, para lo cual debes empezar a excavar el terreno.

Para saber como construir una piscina de hormigón es aconsejable que marques el perímetro de la piscina haciendo uso de estacas de madera y utilizando una cuerda de hilo para echarle también yeso en la línea para que se vea bien la zona en la que va a estar ubicada la piscina. Una vez hecho esto será el momento de remover toda la tierra utilizando una retroexcavadora, no sin antes cerciorarse de que donde se va a excavar no hay ningún tipo de tubería de desagüe, luz o agua.

Cuando estés realizando la excavación deberás valorar la profundidad que quieres dar a tu piscina, teniendo en cuenta que el suelo de la piscina ocupará cierto espacio, al igual que ocurre con la pared, por lo que debes tenerlo en cuenta a la hora de excavar para conseguir una piscina con las dimensiones deseadas.

Construcción del fondo de la piscina

El siguiente paso a realizar la excavación es el de proceder a aplanar el terreno para que ese se encuentre uniforme, siendo muy importante puesto que será el fondo de la piscina. De igual manera habrá que realizar un relleno y compactar el suelo si el terreno donde se va a ubicar la piscina no es firme.

Puede realizarse una compactación del suelo natural o bien utilizar un relleno de zahorra o algún otro tipo de árido de entre 12 y 40 mm de granulometría.

Una vez hecho esto y con la compactación del terreno, que se puede hacer con un rodillo de lanza o similar, es el momento de echar en la piscina una capa pequeña de hormigón de limpieza con un espesor de unos 5 centímetros.

Colocación de varillas en suelo y paredes

El siguiente paso a seguir por quienes quieren saber como construir una piscina de hormigón pasa por la colocación de varillas en forma de cuadrícula tanto en el suelo como en las paredes, donde actuarán como soporte. De esta forma se consigue que, gracias a las varillas, al añadir el hormigón el conjunto sea más resistente.

Es posible hacer uso de un mallazo en el suelo, procurando que sea de un grosor suficiente (más de 8 mm) y un agujero máximo de 20 x 20, siendo aconsejable utilizar bastante hierro para que el vaso de la piscina goce de una mayor resistencia.

Después se deben colocar los ángulos para las paredes, que deben estar unidos mediante alambre al mallazo del fondo de la piscina.

Colocación de tuberías

A continuación debes colocar las tuberías, para lo cual es fundamental que recurras a un fontanero si desconoces como hacerlo, debiendo existir tuberías para la entrada, bombo y salida del agua, debiendo situarse las dos primeras en las paredes y la última en el fondo de la piscina.

Verter el hormigón y construir las paredes

Cuando ya estén todas las varillas colocadas en el lugar que les corresponde es el momento de verter el hormigón en el suelo, debiendo ir aplanándolo y expandiendo según se va añadiendo a la piscina.

Una vez hecho esto se alisará y se dejará secar el hormigón. Cuando esté seco llegará el momento de construir las paredes haciendo uso de bloques de hormigón o bien de ladrillos cerámicos u otro tipo de estructuras. Si es necesario se realizará el relleno de hormigón o l gunitado de la misma.

Para finalizar debes aplicar una capa de impermeable sobre la piscina, cuyo grosor dependerá del material utilizado, procediendo posteriormente al revestimiento de la piscina tanto para el interior como el exterior de la piscina, así como la colocación del borde y otros elementos para la piscina.

 

Deja un comentario