Como exportar en Lightroom sin perder calidad

Adobe Lightroom es uno de los programas que conforman el gran paquete de aplicaciones de Adobe. En este caso, cumple con diversas funciones al mismo tiempo. Puedes utilizarlo para realizar ediciones, ajustes e incluso para revelar fotografías. Así que en el presente artículo explicaremos cómo exportar en Lightroom sin perder calidad. Por ello suele ser utilizado, en especial, por fotógrafos profesionales, gracias a que les facilita el trabajo.

No obstante, antes de todo, siempre resulta necesario crear respaldos de las imágenes. Para ello tendría que exportarse las mismas desde el programa. La preocupación de muchos en cuanto a esto es que se pierda la calidad de la misma.

¿Cómo exportar imágenes desde Adobe Lightroom?

Lo primero que necesitas hacer es conseguir la ubicación del archivo original. Así que necesitas conocer bien en qué carpeta de tu computador se ubica la misma. De esa forma, todo el proceso será mucho más fácil.

Ahora bien, luego de que hayas realizado lo que le hayas hecho a la imagen, puedes exportarla. Conseguir la sección de exportación en Lightroom es muy sencillo. Puedes acceder a ella de dos formas distintas.

La primera, que es la que más utilizan los usuarios, es desde la sección de Fotografía. Allí te aparecerá una opción que dice Editar en. Esto te puede servir en caso de que tengas que realizarle cambios a la imagen en otro programa del paquete de Adobe.

En cambio, para hacer la copia de forma más directa, puedes acceder desde la sección de Archivo. Allí está disponible la opción de Exportar, para hacerlo de manera simple.

Cuando abres la ventana que se despliega al seleccionar la opción de Exportar, te aparecen diversas configuraciones. Puedes hacer las que consideres necesarias para mantener la calidad de la imagen. Sin embargo, a continuación, te recomendaremos algunas de las más necesarias para hacer todo el proceso de manera correcta.

Ubicación

Es necesario especificar bien la ubicación a la cual exportarás la imagen. Este es uno de los pasos más fundamentales de todo este proceso. Pues así sabrás con exactitud en qué zona de tu disco duro se almacenó.

Usualmente, la primera opción que te aparece es la carpeta en la cual está también la imagen original. Esto te puede ser de ayuda si quieres hacer que todo sea más simple.

En cambio, si tienes una carpeta aparte para almacenar los trabajos que realizas en Lightroom, puedes ubicarla. Esto lo puedes hacer con una carpeta que hayas creado tu desde cero o eligiendo la opción de Añadir a este catálogo. Lo cual hará que se guarde dentro de la carpeta de Lightroom que hay en tu computador.

Esto es algo que depende de la manera en la que almacenas tu trabajo. Sin embargo, sigue formando parte importante de todo el proceso de exportación de imágenes desde Adobe Lightroom.

Ajustes

Al exportar una imagen, también puedes entrar en la configuración de Ajustes. Desde allí podrás realizar cambio en lo que respecta al formato en el cual se guardará el respaldo de la imagen. Dicho formato puede variar según tus necesidades.

El formato más recomendable en todo momento es el JPG. Ya que es el más utilizado para lo que tiene que ver con imágenes o fotografías digitales. Sin embargo, hay muchos otros que pueden realizarle ciertos cambios al resultado final de la imagen.

El formato de la imagen puede interferir en la calidad de la misma. Por ello es importante saber con cuál trabajar. Quizás la misma experiencia te haga saber esto de antemano. Aunque si eres principiante, lo mejor es que te vayas por lo seguro. Así que guarda la fotografía con el formato JPG.

Resolución de la imagen

Esta es una configuración importante si deseas exportar desde Lightroom sin perder la calidad de la imagen. La forma más simple y directa de lograr esto desde Adobe Lightroom es realizando cambios en el tamaño de la imagen. Para que así obtengas la cantidad de píxeles necesarios para que se vea bien.

Es posible que dentro de los cambios que le hiciste a la fotografía, hayas hecho algunos que mejoren la resolución de la misma. Aunque nunca está demás volver a hacerlo desde la opción de configuración que aparece al seleccionar la opción de Exportar.

exportar en Lightroom sin perder calidad

Desde allí no podrás realizar cambios mayores, pero los que hagas definitivamente tendrán repercusión en el resultado final. Así que te invitamos hacerlo siempre que exportes una imagen

Dentro de esta ventana de configuraciones podrás realizar cambios en lo que respecta al alto y ancho. Así como también puedes redimensionar para encajar la imagen. Además, por si fuera poco, tienes la posibilidad de elegir la resolución de píxeles que tendrá por cada pulgada de la imagen.

Paso final

Estos son solo algunas de las configuraciones que puedes modificar. Como ya mencionamos, son nueve en total, pero estas son las que te permitirán mantener la calidad de la imagen. De igual forma, sigues siendo libre de revisar las demás configuraciones si lo deseas.

Luego de que hayas hecho todos los cambios y ajustes que consideres necesario, es momento del paso final. Se trata de finalmente terminar con la exportación de la imagen.

Para ello todo lo que debes hacer es presionar el botón de Exportar que aparece en la ventana. Esto hará que la misma se cierre de inmediato. Aunque te proporcionará una barra que te indicará cuánto tiempo tomará crear la copia de la imagen.

Si consideras que los cambios que realizaste en esta imagen los utilizarás en próximas, puedes guardar dichos ajustes. Dentro de la sección de Añadir, puedes abrir la ventana de Exportar un archivo y desde allí hacer los cambios. Para luego grabarlos en la sección de Ajuste preestablecido.

Como puedes ver, Adobe Lightroom te proporciona muchas opciones. Todo lo que tienes que hacer es elegir aquellas que cumplan con tus necesidades. Ahora que sabes cómo exportar en Lightroom sin perder la calidad, lo podrás hacer cuántas veces quieras. En especial si guardas el ajuste preestablecido.

Deja un comentario