Como hacer un altavoz casero

¿Quieres saber como hacer un altavoz casero? A continuación te indicamos como poder hacer tu propio altavoz casero con unos pocos materiales y tu propio trabajo, un proyecto que a pesar de ser simple es bastante atractivo y te permitirá hacer tus propias creaciones. Una vez aprendas a hacer un altavoz casero con los materiales aquí mostrados podrás perfeccionar tu altavoz probando con otros materiales y opciones y dando rienda suelta a tu creatividad.

Materiales

Antes de comenzar a enseñarte como hacer un altavoz casero debes hacerte con los siguientes materiales:

  • Recipiente a modo de caja para el altavoz. Puede servirte un tupper de cocina o cualquier otro recipiente que pueda cumplir con esta función
  • Un imán. Preferiblemente que sea cilíndrico. Este imán se puede obtener de un viejo altavoz o puedes comprarlo, siendo los más recomendables los de neodimio puesto que ofrecen más potencia.
  • Cable de cobre esmaltado que tenga un diámetro de entre 0,15 y 0,30 mm. El cobre esmaltado puedes obtenerlo reciclando un transformador o bobina, aunque también puedes encontrarlo en cualquier tienda de material electrónico.
  • Trozo de tubo de plástico para hacer la bobina.
  • Un A4 de acetato, que puedes encontrar en cualquier papelería.

hacer un altavoz casero

Procedimiento

El procedimiento para hacer tu propio altavoz casero es el siguiente:

  1. Coge la caja elegida, sea un tupper o similar y fija con pegamiento el imán en el centro del mismo colocándolo sobre un soporte, para lo cual puedes utilizar un par de tapones. El imán debe estar más abajo que los bordes de la caja.
  2. Posteriormente se hace la bobina. Con un trozo de tubo de plástico que tenga un diámetro ligeramente superior al del imán, se colocan al tubo en los extremos dos gomas elásticas para que hagan de tope y así el bobinado de cobre no se salga. Se pasa el extremo del hilo de cobre a través de una de las gomas para que permanezca fijo, dejando al menos 10 centímetros libres de hilo para poder realizar la conexión y se comienza a bobinar dando entre 150 y 250 vueltas, lo que provocará que se cree suficiente campo electromagnético para que funcione el altavoz, además de que tenga una impedancia de 8 ohmnios aproximadamente, que es lo habitual en un altavoz. Cuando se hayan hecho las 150 – 250 vueltas se corta el hilo de cobre y se pasa ese extremo por la otra goma elástica para que también quede perfectamente fijado, dejando, de nuevo, 10 centímetros libres para poder llevar a cabo la conexión.
  3. A la bobina anterior se le debe:
    • Fijar con pegamento ambos terminales para evitar que la bobina se pueda deshacer.
    • A los extremos de ambos terminales quitar el esmalte aislante del cobre, ya que si no, no será posible llevar a cabo la conexión eléctrica. Esto puede hacerse con una lija fina, pero con cuidado de no partir el hilo.
    • Suelda algún tipo de clavija o conector, como una clavija tipo Jack para evitar el hacer empalmes y liberar de esfuerzo al hilo.
  4. En este paso se debe adherir la bobina a la plancha A4 de acetato, que será lo que haga que vibre con la bobina y produzca el sonido. También podría servir papel de aluminio, cartulina o cualquier tipo de material tipo hoja, aunque es más recomendable el acetato. Se unirán la bobina y el acetato con pegamento.
  5. Con todo lo anterior preparado, se deben ensamblar los diferentes componentes. Puedes taladrar el tupper para fijar el conector de la bobina y después colocar la bobina sobre el imán. Después solo tendrás que fijar el acetato al tupper.
  6. Luego puedes hacer agujeros en los laterales del tupper para dejar escapar el sonido o bien pegar el acetato en unos soportes en lugar de en los bordes del tupper.

De esta forma tendrás tu propio altavoz casero.

 

Deja un comentario